22 mar. 2009

Sensatez

Ya lo sé
no soy un angel,
no sonrío ultimamente y no veo las alas en la sombra;
tampoco una mariposa,
no me visto de colores, los aromas se me hacen iguales y soy presa de mis pensamientos.
No soy un sueño,
cada día cambio mi forma y la espera del desdén;
tampoco un talismán, la suerte no conoce su camino cuando anda junto a mi.
Jamás la esperanza seré, madrugo para mantener un conato de aliento y anochezco presumiendo un concluso de vida.
Ves!
No soy más que un guijarro que a ratos parece tranquilo...
que pretendió ser angel para convencerte con alguna sonrisa y abrazarte con sus alas...
quiso ser mariposa para pasear por los jardines y llegar hasta tí con un aire nuevo...
creyó ser sueño, manteniendo por más de una luna en vigilia tus deseos...
procuró talisman ser, a fin de controlar los malos pasajes de tus días...
apostó a la esperanza que podía ser para tí, con la ilusión de reflejarse en cada día hasta el declinar de la tarde...
Ya lo sé
por eso sólo intento ser un acorde de vida que no vislumbre la mirada de nadie ni distraiga su presuroso andar.